Como hacer jabón casero – Jabón de Castilla (DIY)

Hola a tod@s!

Hacía tiempo que me veníais pidiendo que os contara cómo hacer jabones caseros, así que me he puesto las pilas y he preparado un tutorial para explicaros como preparar un jabón en vuestra propia casa con el proceso en caliente, lo que os permite utilizar estos jabones a las 24 horas de haberlos preparado. Lo más típico es prepararlos con un proceso en frío, pero esto implica que debemos esperar entre uno y tres meses para poder usarlos, y como yo soy un culo inquieto y no puedo esperar tanto, he decidido que mejor os explico este método para que vosotras también podáis disfrutarlos enseguida. Hoy empezaremos por lo básico y vamos a preparar el clásico jabón de Castilla.






El Jabón de Castilla recibe este nombre por haberse producido a gran escala en los territorios de la Corona de Castilla, desde donde era exportado a numerosos lugares de Europa y América. Su ingrediente principal es el aceite de oliva, lo que lo convierte en un jabón muy suave e hidratante, perfecto para todo tipo de pieles, en especial para pieles sensibles, también es adecuado para los niños e incluso para el afeitado.

Para preparar un jabón debemos mezclar tres ingredientes base: una grasa, ya sea un aceite o manteca; sosa cáustica y agua destilada. Al mezclarlos se produce una reacción conocida como saponificación, convirtiendo estos tres ingredientes en un jabón.

Respecto a las cantidades a utilizar de cada ingrediente y cómo calcularlas os diré que es un tema un tanto complejo y que necesitaría otra entrada solo para eso para no aburriros. Yo calculo la cantidad de aceite, sosa y agua gracias a la calculadora de la pagina de Mendrulandia, donde introduciendo los aceites y su peso os calcula directamente la cantidad de sosa y agua a utilizar. Igualmente, en cada jabón que hagamos, os dejaré indicadas las cantidades necesarias.

El Jabón de Castilla lleva como ingrediente principal el aceite de oliva, aunque yo he preferido acompañarlo de otros dos ingredientes para que se conserve mejor, no se deshaga con facilidad y haga un poquito de espuma. Para un jabón de 600 gramos vamos a necesitar los siguientes ingredientes: 264 gr de aceite de oliva, 115 gr de aceite de coco, 28 gr de cera de abejas, 139 gr de agua destilada y 54 gr de sosa.

jabon de castilla 2 (FILEminimizer)

Lo primero que necesitamos hacer es mezclar la sosa con el agua, para lo que iremos echando en el recipiente del agua la sosa, poco a poco y nunca al revés, porque podría salpicar y quemarnos la piel. Se deja reposar hasta que la sosa se haya disuelto totalmente en el agua. Tened cuidado en este punto, porque la sosa eleva la temperatura del agua y podríais quemaros.

Mientras la sosa se disuelve en el agua, ponemos un recipiente al baño maría, donde introducimos el aceite de oliva, el aceite de coco y la cera de abejas. Cuando la mezcla esté bien caliente, la cera de abejas se haya derretido, y la sosa se haya disuelto completamente en el agua, verteremos la mezcla de sosa y agua reposada sobre los aceites y empezamos a batirlo con una batidora.

Seguimos batiendo hasta que llega un punto que se conoce como “punto de traza”, que es cuando la mezcla se espesa y se vuelve opaca, adquiriendo una consistencia parecida a las natillas. En este momento se puede dejar un rastro en la superficie, es el indicativo de que ya ha llegado al conocido punto de traza.

Paramos de batir el jabón y lo dejamos reposar al baño maría con el fuego al máximo, cuidando de que no nos quedemos sin agua y rellenando si hiciera falta. Ahora llega la fase conocida como “fase volcán”, que es cuando el jabón entra en erupción, crece (y puede desbordarse, cuidadín) y se torna con una consistencia parecida a la compota de manzanas. Cuando llegue este punto significa que se está produciendo la reacción de saponificación, es decir, que nuestra mezcla se está convirtiendo en un jabón (que rápido crecen, snif snif). En este momento, volvemos a batir la mezcla, dejamos que la “fase volcán” se repita una vez más para asegurarnos de que ha saponificado correctamente y lo retiramos del fuego.

Ahora solo nos queda enmoldar nuestro jabón y dejarlo reposar durante unas horas. Cuando veáis que la mezcla es consistente podéis desmoldarlo y cortarlo al gusto. Debéis esperar unas 24 horas para poder usar el jabón y, aunque suene a guarrada, para comprobar si su PH es correcto, tenéis que tocarlo con la punta de la lengua. Si no pica, ya tenemos el jabón listo para ser usado y con un PH adecuado para nuestra piel.

jabon de castilla (FILEminimizer)

Por último, una serie de recomendaciones a tener en cuenta a la hora de preparar un jabón:

La sosa caústica o Hidróxido de Sodio (NaOH) es peligrosa: su contacto sobre la piel puede causarnos quemaduras, al contacto con los ojos puede causar ceguera permanente, su ingesta puede provocar úlceras y repirar sus vapores puede causar irritanciones severas del aparato respiratorio.
– La sosa caústica debe guardarse en un lugar fresco y seco, bien alejada de los niños.
– La sosa caústica es muy peligrosa (por si no había quedado claro): debemos hacer los jabones en un lugar ventilado y utilizar mascarilla y guantes por seguridad. Yo no uso guantes porque ya tengo experiencia, pero si sois novatos con el tema es obligatorio usarlos, junto con la mascarilla. Si tenéis los ojos sensibles, sería conveniente utilizar unas gafas de seguridad.
– La sosa caústica (que es peligrosa a morir) se echa sobre el agua y nunca jamás al revés, ya que podría salpicarnos y quemarnos la piel. Recordad, la sosa se echa sobre el agua y NUNCA JAMAS el agua sobre la sosa (pero nunca jamás de los jamases!).
– El agua debe estar tibia (entre 27 y 38 grados), nunca demasiado fría o demasiado caliente, ya que al mezclar la sosa con el agua, ésta eleva su temperatura, y si está muy fría o muy caliente se pueden generar vapores o salpicaduras que pueden causarnos quemaduras, irritaciones o erupciones.
– La sosa caústica es peligrosa, he dicho, y como tal debe manejarse con sumo cuidado.
Si tienes un accidente con la sosa caústica, lava inmediatamente la zona con agua tibia y acude a un hospital.
Los aceites debemos pesarlos en lugar de medirlos, ya que pesa menos que el volumen que ocupa. Es decir, que un litro de aceite no pesa un kilo, si no menos.

Espero que os haya gustado este tutorial y os animéis con los jabones caseros. Más adelante os enseñaré a hacer otro tipo de jabones más elaborados.

Un beso


Estoy de sorteo! Un kit de productos de cosmética natural! Apuntate aquí!


Quizás también te interese……

Como crear bombas de baño

DIY – Bálsamo Reparador Labial Casero

Conociendo Aboca, productos de fitoterapia

Anuncios

51 comentarios en “Como hacer jabón casero – Jabón de Castilla (DIY)

  1. Me ha encantado!! Y lo quiero hacer ya, pero no tengo los ingredientes D: Y ya se que dijiste que mas adelante harías otros, pero si a este le quisiera agregar alguna esencia y colorante variaría la cantidad de los otros ingredientes? Y cuando debería agregarlos?
    Es que yo también soy un poco impaciente y si me tengo que tirar 3 meses esperando para usar un jabón, pfff, seguro me olvido de que lo tengo xDDD

  2. Es cierto, por la zona de Castilla se hace muchísimo, normalmente con el aceite usado se recicla para hacer jabón para la ropa, y te aseguro que es lo que mejor lava la ropa, ningún detergente lo iguala. Por supueto también se hace jabón para ducha, pero quizás con menos frecuencia. Besos.

  3. Me ha encantado esta entrada, llevaba tanto tiempo esperándola…
    Tus jabones son geniales!!!
    Si se quiere hacer con aceite de argán, sería sólo sustituir el de coco por el de argán?

  4. Me encanta, fue uno de los primeros experimentos que hice en química y hasta le tengo cariño.
    Y sí, la sosa caústica, hidróxido sódico en fino, es peligrosa, pero si la salpicadura es pequeña y te lavas con chorrocientos litros de agua inmediatamente….tampoco hay que ir al hospital corriendo, exagerada!!!! jejejeje.

    • Realmente, no lleva tanto tiempo ni come tanto espacio, esto en menos de media hora lo tienes hecho. Y respecto al sitio, mientras tengas un fogón libre y un poco de mesa, ya te llega 😉
      Un besote!

  5. El jabon de Castilla es solo con oliva. No lleva ni coco ni cera.
    Cuidado con el aluminio. Es importante decir que no se debe usar y que no vale cualquier molde de bizcocho.

  6. Si quiero hacerlo con diferentes formas que tipo de moldes son mejores para esta receta ? Y otra pregunta los colores y esencias se agregan en la traza o después del volcan

    • Hola Lourdes,
      Los colores y aceites esenciales se echan después de que ocurra el segundo volcán y se mezclan bien con la batidora. Respecto a los moldes, yo uso siempre uno liso, rectangular o cuadrado, los que tienen formitas son más complicados de usar porque la textura es algo grumosa y no llega a repartirse bien por todo el molde.
      Un beso

  7. Hola vero. Encuentro muy interesante tu post pero ¿qué es lo que hace el aceite de coco? Y que alternativa podria ponerle? He visto que en casi todas las recetas usan aceite de coco y acá donde vivo es un poco dificil de conseguir.
    Besos!

  8. Hola, soy nueva haciendo jabon casero, hice una primera prueba en caliente con aceite de coco, aceite de soya y la soda cáustica..para colocar la mezcla en el molde fue muy tedioso ya que era muy compacta, para nada fluida…luego de las 24 horas desmolde y partes quedaron muy bien y partes tenían espacios vacíos y aglomerados nada uniformes…igual use gran parte de ellos, hacían buena espuma pero al tiempo empezaron como a sudar aceite y a oler aceitoso,tienen como manchas amarillas…a que se debe esto?puede refundirlos? Como puedo recuperarlos? Que consejos me pueden dar para que la mezcla al momento de vaciar en el molde sean más fluida y manejable.. Vacíe en cilindros de pvc…de diámetro 4cm

    • Hola!
      Con el proceso en caliente los jabones quedan más compactos, por lo que es mejor utilizar moldes lisos, que no tengan dibujos o formas. Puedes dejarlos caer sobre el suelo desde una altura de 30 cm para que se reparta mejor la mezcla y evitar que queden con partes vacías y poco uniforme. El problema que me planteas probablemente se deba a que las proporciones de los aceites no eran adecuadas, no creo que puedas recuperarlos al fundirlos, por seguridad yo los tiraría.
      Un saludo

  9. hola Vero me ha encantado como has hecho el jabón, quisiera preguntarte si se puede reemplazar el aceite de coco, dónde vivo es carísimo – bueno quizás para mi bolsillo sí lo es- desde ya gracias por tu respuesta. Un beso para vos desde Argentina

  10. Hola Vero!!! Preguntita : cuánto tiempo dura el jabón sin ponerse rancio? Me recomiendas que le agregue vitamina E y si es asi que cantidad le pondría? Te cuento que no le voy a poner cera de abeja al jabón , eso influye en algo? Desde ya gracias y un abrazo desde Argentina.😊

Tu opinión es muy importante! Anímate y deja un comentario =)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s