Como hacer jabón casero – Jabón exfoliante de avena (DIY)

Hola a tod@s!

Hace aproximadamente un año os enseñaba en esta entrada como aprender a fabricar vuestro propio jabón casero con el proceso en caliente, un método que permitía utilizar el jabón a las veinticuatro horas de su fabricación. Lo cierto es que fue una entrada que gustó mucho en su día y uno de los vídeos (click aquí) con más visitas, superando a día de hoy las 9.000 visualizaciones. Es por ello que hoy os traigo otra receta de jabón casero, un poco más elaborado que la primera, que estoy segura de que os encantará: vamos a aprender a preparar un jabón exfoliante de avena.

portada-diy-jabon-exfoliante-avena eltocadordevero

Los jabones caseros tienen la ventaja de ser totalmente naturales y hechos a la medida de nuestras necesidades, además de ser una actividad la mar de divertida. Para hacer jabón debemos mezclar tres ingredientes base, una grasa (aceite o manteca), agua destilada y sosa cáustica. Al mezclarlos se produce una reacción conocida como saponificación, convirtiendo estos tres ingredientes en un jabón. El proceso en caliente nos permite acelerar el proceso de saponificación y, en lugar de tener que esperar mínimo un mes, podemos usarlos a las veinticuatro horas de fabricarlos, siendo totalmente seguros para la piel.

Mucha gente me pregunta acerca de las proporciones de los ingredientes y yo siempre respondo que lo mejor es usar la calculadora de Mendrulandia, ya que nos permite conocer como quedará nuestro jabón y saber qué cantidades debemos usar de cada ingrediente. Si os interesa el mundo del jabón casero, también os recomiendo que visitéis su foro, donde encontraréis mucha información útil al respecto y una comunidad encantadora.

El jabón que vamos a preparar hoy es un jabón exfoliante hecho a base de una mezcla de aceites y mantecas naturales de gran poder hidratante y un ingrediente exfoliante natural y fácil de encontrar, el salvado de avena. El jabón resultante exfoliará suave pero eficazmente el cuerpo, dejando a su vez la piel hidratada y suavizada.

INGREDIENTES

Los ingredientes de los jabones siempre se medirán en gramos, ya que un litro de aceite pesa menos que un kilo de ese mismo aceite. Para este jabón vamos a utilizar un cóctel de aceites y mantecas de propiedades nutritivas e hidratantes para así compensar su acción exfoliante:

– 156 gr. de aceite de oliva.
– 156 gr. de aceite de almendras.
– 235 gr. de aceite de coco.
– 47 gr. de manteca de cacao.
– 47 gr. de cera de abejas.
– 31 gr. de aceite de girasol.
– 91,8 gr. de sosa cáustica.
– 236 gr de agua destilada.

Las proporciones que os doy las he calculado con la calculadora de Mendrulandia para hacer un kilo de jabón. Si queréis cambiar alguno de los ingredientes tendréis que volver a calcular la proporción de agua y sosa con esta calculadora, ya que los índices de saponificación varían de un ingrediente a otro y el jabón podría saliros mal.

jabon-exfoliante-avena eltocadordevero

¿COMO SE PREPARA JABÓN CASERO CON EL PROCESO EN CALIENTE?

1.- Mezclamos la sosa con el agua, para lo que iremos echando en el recipiente del agua la sosa, poco a poco y nunca al revés, porque podría salpicar y quemarnos la piel. Se remueve con mucho cuidado y se deja reposar hasta que la sosa se haya disuelto totalmente en el agua. Tened cuidado en este punto, porque la sosa eleva la temperatura del agua y podríais quemaros.

2.- En un recipiente al baño maría introducimos las grasas que vayan a formar parte de nuestro jabón y dejamos que se derritan y se fundan entre si. En este caso mezclaremos el aceite de oliva, el aceite de girasol, el aceite de coco, el aceite de almendras dulces, la manteca de cacao y la cera de abejas.

3.- Cuando nuestra mezcla de aceites y mantecas se haya derretido, verteremos la mezcla de sosa y agua reposada sobre ella y empezamos a batirlo con una batidora hasta que llega un punto que se conoce como “punto de traza”, que es cuando la mezcla espesa y se vuelve opaca, adquiriendo una consistencia parecida a las natillas. En este momento se puede dejar un rastro en la superficie (parecido a cuando montamos claras) y será el indicativo de que ya ha llegado al conocido punto de traza.

4.- Paramos de batir el jabón y lo dejamos reposar al baño maría con el fuego al máximo, esperando que llegue la “fase volcán”, que es cuando el jabón entra en erupción, creciendo y adquiriendo una apariencia parecida a la de la compota de manzanas. Cuando llegue este punto significa que se está produciendo la reacción de saponificación, es decir, que nuestra mezcla se está convirtiendo en un jabón. En este momento, volvemos a batir la mezcla y podemos dejar que la “fase volcán” se repita una vez más para asegurarnos de que ha saponificado correctamente (aunque no es obligatorio).

5.- En este punto podemos añadir cualquier colorante, aceite esencial (en la proporción de 10 gotas por cada 100 gr), aroma o ingrediente extra, por lo que en este caso añadiremos la taza de salvado de avena, batiéndolo bien y, a continuación, lo retiramos del fuego.

6.- Trasladamos nuestro jabón a un molde previamente engrasado con aceite y lo dejamos reposar hasta el día siguiente, que será cuando lo desmoldemos y lo cortemos al gusto. Debéis esperar 24 horas para poder usar el jabón y, aunque suene a guarrada, para comprobar si su PH es adecuado para la piel, tenéis que tocarlo con la punta de la lengua. Si no pica, ya tenemos el jabón listo para ser usado y con un PH adecuado para nuestra piel.

Pero como una imagen vale más que mil palabras, os dejo con el vídeo que he preparado sobre como preparar esta receta, ya veréis que es más sencillo que todo lo que he explicado aquí. Espero que os animéis a intentarlo:






Por último, una serie de recomendaciones a tener en cuenta a la hora de preparar un jabón:

– La sosa caústica o Hidróxido de Sodio (NaOH) es peligrosa: su contacto sobre la piel puede causarnos quemaduras, al contacto con los ojos puede causar ceguera permanente, su ingesta puede provocar úlceras y repirar sus vapores puede causar irritanciones severas del aparato respiratorio.
– La sosa caústica debe guardarse en un lugar fresco y seco, bien alejada de los niños.
– La sosa caústica es muy peligrosa (por si no había quedado claro): debemos hacer los jabones en un lugar ventilado y utilizar mascarilla y guantes por seguridad. Yo no uso guantes porque ya tengo experiencia, pero si sois novatos con el tema es obligatorio usarlos, junto con la mascarilla. Si tenéis los ojos sensibles, sería conveniente utilizar unas gafas de seguridad.
– La sosa caústica (que es peligrosa a morir) se echa sobre el agua y nunca jamás al revés, ya que podría salpicarnos y quemarnos la piel. Recordad, la sosa se echa sobre el agua y NUNCA JAMAS el agua sobre la sosa (pero nunca jamás de los jamases!).
– El agua debe estar tibia (entre 27 y 38 grados), nunca demasiado fría o demasiado caliente, ya que al mezclar la sosa con el agua, ésta eleva su temperatura, y si está muy fría o muy caliente se pueden generar vapores o salpicaduras que pueden causarnos quemaduras, irritaciones o erupciones.
– La sosa caústica es peligrosa, he dicho, y como tal debe manejarse con sumo cuidado.
– Si tienes un accidente con la sosa caústica, lava inmediatamente la zona con agua tibia y acude a un hospital.
– Los aceites debemos pesarlos en lugar de medirlos, ya que pesa menos que el volumen que ocupa. Es decir, que un litro de aceite no pesa un kilo, si no menos.

Espero que os haya gustado este tutorial y os animéis a intentarlo!

Un beso


¡Si te gusta mi blog sígueme en las redes sociales y no te pierdas nada!

Quizás también te interese……

DIY – Exfoliante corporal cítrico

DIY – Bálsamo Reparador Labial Casero

Como hacer jabón casero – Jabón de Castilla (DIY)

Anuncios

19 comentarios en “Como hacer jabón casero – Jabón exfoliante de avena (DIY)

  1. Nunca me he atrevido con la fabricación de jabones caseros y eso que es lo único que utilizo en mi aseo. Tengo que ponerme algún día, me ahorraría mucho dinero. Besos.

Tu opinión es muy importante! Anímate y deja un comentario =)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s