Aceite Bronceador Self-Tan Oil de Tan Organic

Hola a tod@s!

Lo de ponerse morena es totalmente misión imposible para mi de la que desistí hace tiempo: sólo consigo ponerme roja, descamar la piel y que la capa de abajo sea todavía más blanca que la anterior. Así que en vistas de que el sol me rehuye, suelo tirar de autobronceadores para matar ese blanco nuclear post-invierno. Después de probar muchos a lo largo de mi vida, creo haber encontrado el definitivo, de trata del Aceite Bronceador Self-Tan Oil de Tan Organic, del que vengo a contaros sus virtudes. Si a ti también te cuesta broncearte y coger un mísero colorcillo ahora que viene el verano, felicidades, ésta es la entrada que tienes que leer.

self_tan_oil_tanorganic_1

Tan Organic es una firma Irlandesa pionera en la creación de autobronceadores ecológicos con certificado Ecocert. Sus productos están orientados a que consigamos un bronceado natural, sin apenas esfuerzo y con un resultado uniforme, ¡nada de manchas o rayas en la piel! Además, sus productos están formulados con activos como el aloe vera que nutren y protegen la piel.

El Aceite Bronceador Self-Tan Oil de Tan Organic es un aceite hidratante de acabado seco que promete ayudarnos a conseguir un bronceado natural y bonito. Está elaborado con una mezcla de 8 aceites naturales como el aceite de borraja, aceite de argán y aceite de cáscara de naranja, que hidratan nuestra piel a la vez que la cuidan. El 99% de los ingredientes que lo componen son de origen natural y, el 16% de ellos, proceden de la agricultura ecológica.

self_tan_oil_tanorganic_2

Su textura es lo primero que sorprende de este producto, ya que aunque la firma lo define como un aceite de tacto seco, es mucho más ligero que un aceite, casi acuoso, por lo que su aplicación es muy sencilla y no deja tacto ni sensación grasa en la piel. Al ser tan líquido y extenderse con tanta facilidad, ayuda a que no queden manchas, rayas ni tono desigual tras su aplicación, consiguiendo un bronceado totalmente uniforme. Otro punto positivo es que se seca al momento de aplicarlo y no transfiere, por lo que podemos vestirnos inmediatamente después de usarlo sin miedo a manchar la ropa. Su aroma es cítrico, aunque a mi parecer algo fuertecillo y no termina de convencerme, pero aún así se lo perdono por los buenos resultados que da.

Antes de seguir, comentaros que es necesario preparar la piel para que los resultados con éste o cualquier autobronceador sean óptimos: primero debemos exfoliar la piel para eliminar las células muertas y que el bronceado sea uniforme, además de mantenerla hidratada de forma correcta. En mi caso, suelo exfoliar las piernas al menos una vez a la semana y suelo usar hidratante corporal a diario, incluso después de utilizar este producto.

self_tan_oil_tanorganic_3

Volviendo al tema que nos ocupa, este aceite funciona estupendamente bien y ya desde la primera aplicación se nota como cambia el tono de piel. El color sube tras su aplicación y hay que dejar pasar entre 6 y 8 horas para ver el tono definitivo que coge nuestra piel, por lo que si tenéis un evento importante, es mejor aplicarlo la noche anterior. En mi caso, como estoy francamente pálida en las piernas (que es donde lo uso), lo aplico dos días seguidos para conseguir el bronceado que a mi me gusta y, después, lo reaplico cada 3 o 4 días, cuando noto que va perdiendo color.

Respecto al tono, nada que ver con los autobronceadores que he probado hasta la fecha: da un tono dorado a la piel, pero no anaranjado como la mayoría. El tono se ve natural, como si de un bronceado normal se tratara, incluso en pieles muy pálidas, lo cual es todo un logro. Tampoco he notado que se oscurezca en las rodillas como me ha pasado con otros, así que en ese sentido, funciona a las mil maravillas.

Este producto lo descubrí gracias a que venía en una Essentia Box y, la verdad, me alegra que lo incluyeran porque es maravilloso y dudo que lo hubiera podido encontrar de otra forma. Su precio es de 19,99 euros y trae 100 ml de producto, lo podéis encontrar a la venta en la propia tienda online de Essentia Box.

Y vosotr@s, ¿soléis usar autobronceadores?

Un beso

Anuncios

La Gimnasia Hipopresiva

Hola a tod@s!

Seguro que muchas de vosotras, tras los excesos navideños, optáis por empezar una dieta o anotaros al gimnasio. Es por ello que hoy me gustaría hablaros de una técnica con la que, además de obtener numerosos beneficios a nivel físico y psicológico, podréis moldear vuestro cuerpo: la gimnasia hipopresiva.


¿QUE ES LA GIMNASIA HIPOPRESIVA?

Es una técnica creada por el Dr. Marcel Caufriez, Doctor en Ciencias de la Motricidad y especializado en Rehabilitación, destinada a entrenar la faja abdominal y el suelo pélvico de una manera totalmente distinta a los conocidos ejercicios abdominales, ya que en sus estudios descubrió que los abdominales tradicionales perjudicaban el suelo pélvico, acentuando los problemas de incontinencia urinaria, prolapsos, diástasis, etc.


hipopresiva montse 1 (FILEminimizer)


La musculatura de la faja abdominal y del suelo pélvico sufre constantes aumentos de presión, debido a la vida cotidiana, el ejercicio, los embarazos y distintas actividades; sin embargo, es la encargada de ejercer de sostén de nuestros órganos internos, por lo que es importante mantenerla fuerte y cuidada para evitar problemas (hernias, incotinencia, etc). Con los ejercicios hipopresivos aumentamos la salud de nuestra faja abdominal, mejorando en salud y forma física.


¿PARA QUE SE UTILIZA?

En un principio, el método hipopresivo surgió como una gimnasia post-parto para ayudar a recuperar el tono del suelo pélvico y de la faja abdominal. Actualmente, este método lo practican tanto hombres como mujeres y se le conocen más beneficios, entre los que podemos citar:

– Reduce el perímetro de la cintura al trabajar la faja abdominal.
– Mejora la postura de la zona lumbar, ayudando a prevenir todo tipo de hernias y a disminuir el dolor de espalda.
– Aumenta el tono del suelo pélvico y de la faja abdominal.
– Incrementa la fuerza de contracción del suelo pélvico.
– Regula los parámetros respiratorio.
– Soluciona y previene la incontinencia urinaria.
– Previene las lesiones articulares y musculares por la mejora del tono muscular.
– Mejora la función sexual en mujeres y hombres por el incremento de la vascularización, la cantidad de sangre que llega al suelo pélvico.
– Evita los prolapsos.
– Mejora el equilibrio y la postura.


hipopresiva vero 1 (FILEminimizer)


¿COMO SE REALIZA?

Antes de nada, me gustaría aclararos que los ejercicios hipopresivos deben estar supervisados por un profesional certificado en Método Hipopresivo Marcel Caufriez, ya que, como cualquier ejercicio, puede provocarnos una lesión si no se realiza correctamente.


hipopresiva poli 1 (FILEminimizer)


Este método consta de un conjunto de ejercicios posturales que se combinan con respiraciones diafragmáticas, ayudando a fortalecer nuestro cuerpo y centrándose siempre en la zona de la faja abdominal. La clave del éxito de estos ejercicios es que se realizan contracciones de los músculos de la zona abdominal durante la apnea (es decir, sin aire en los pulmones), lo que nos permite trabajar los músculos internos, fortalecer la zona abdominal y subir la musculatura del suelo pélvico.

A continuación os dejo un vídeo explicativo de este método con algunos ejercicios grabados en mi clase. No somos expertas, pero seguro que podéis haceros una idea de en qué consiste:






MI EXPERIENCIA

Conocía la gimnasia hipopresiva gracias a un centro de mi ciudad, Alma Mater Doula. Este centro materno infantil está especializado en la mujer, centrándose en terapias y ejercicios de preparación al parto, post-parto (como el método hipopresivo), asistencia al parto con Doula y multitud de actividades para padres y los más pequeños de la casa.

A pesar de que no he tenido hijos, me pareció interesante probar la gimansia hipopresiva para mejorar mi postura, la salud de mi espalda y para mejorar mi equilibrio (no podía ponerme a la pata coja sin caerme para los lados). Antes de practicar esta gimnasia solía tener muchos problemas de dolor de espalda y contracturas, debido a que no tenía la zona fortalecida y a las malas posturas.

Empecé a practicar la gimnasia hipopresiva en octubre de 2012, con dos clases a la semana de una hora de duración. Al cabo de dos meses ya se podía ver los beneficios en la postura, que era mucho más erguida, realmente notaba que ya no era capaz de sentarme mal en una silla. Además, los dolores y las contracturas de espalda dejaron de ser algo habitual, ya no me molestaba ni se me cargaba como antes.

Otro beneficio que he notado con su práctica es la disminución del contorno de la cintura. Yo soy una persona delgada, pero mi punto débil, por así decirlo, es el abdomen, ya que no tenía la cintura definida y solía estar hinchada en esa zona. Con estos ejercicios he conseguido definir mi cintura y reducirla bastante, se me ha marcado el esternón y la zona se ve más plana y firme que antes de practicar la gimnasia hipopresiva.

Mis compis de clase, que ya habían tenido niños, notaron mejoría en la zona, en el sentido que notaban los músculos más fortalecidos, por lo que las pérdidas de orina dejaron de ser un problema y las relaciones sexuales mejoraron.

Y vosotr@s, ¿practicáis algún deporte? ¿conocíais la gimnasia hipopresiva?

Un beso


¡Si te gusta mi blog sígueme en las redes sociales y no te pierdas nada!

Quizás también te interese……

Los timos en las rebajas

¿Qué es el “no poo”?

La importancia de una boca sana